Blog de Sergio Andricaín

Libros para niños y jóvenes: en busca de agujas en el pajar

4 comentarios


aguja en el pajar

El mes de diciembre pasó en medio de libros. Leí muchas obras de autores iberoamericanos destinadas a niños y jóvenes, con lo que me puse al día en el quehacer de las letras destinadas a la infancia y la juventud en la región. Encontré “de todo como en botica”: libros muy buenos, otros no tanto y algunos francamente malos.

Existe la voluntad de publicar para el segmento más joven de la población, pero algunas editoriales no discriminan ni, al parecer, trabajan lo suficiente con los autores para pulir los textos que reciben. Es una pena, porque los lectores en formación reciben con bastante frecuencia historias deficientes, llenas de lugares comunes, poemarios desiguales, textos que parecen pensados para los adultos…

En muchos casos, si el autor se hubiera tomado tiempo para volver sobre lo escrito o el editor le hubiera sugerido arreglos, la obra y el lector habrían salido ganando. Por otra parte, a menudo se echa de menos un sólido background y paradigmas; para escribir buenas obras hay que estar informados de lo mejor que se ha producido en nuestro contexto y fuera de él, y no limitarse a copiar los best sellers del momento como modelo. La lectura de algunas obras nos deja la impresión de que su autor no ha mirado más allá de sus narices en busca de referentes literarios que le permitan nutrirse artísticamente, orientarse y encontrar un camino personal para desarrollar sus ideas y comunicarlas creativamente.

Un fenómeno que noté es que algunos libros ilustrados no logran el deseado equilibrio entre texto e imagen. Hay historias excelentes que se caen por las ilustraciones y poemarios hermosos que llegan a nuestras manos mal acompañados, con dibujos que no están a la altura del poder sugerente de sus versos. Pero también, y con más frecuencia, encontramos libros que son verdaderas joyas por el manejo de las imágenes gráficas con unas historias ramplonas, prescindibles o confusas. Al extremo de que, en algunos casos, hasta a una persona adulta le cuesta descifrar de qué trata el libro.

Pero no voy a dedicar estos apuntes solo a hacer reproches. En la producción más reciente de las editoriales iberoamericanas también encontré libros de muy buena calidad que no deberían faltar en ninguna biblioteca. Hubo textos que buscaron sus temas en la realidad inmediata en que viven inmersos los niños, tanto en el ámbito doméstico como en el familiar. Y no faltan los que, con sensibilidad y vuelo literario, abordan temas tan complejos como el drama de la guerra, la migración (fuera o dentro de los países) o la segregación en muchas de sus formas, entre ellas la racial o la xenofóbica… Fueron precisamente estas últimas obras las que me parecieron más originales por la forma de abordar estas difíciles problemáticas, en algunos casos de modo realista y, en otros, apelando a recursos fantasiosos o parabólicos.

Otro rasgo notorio es que buena parte de la mejor producción literaria destinada  a los niños y jóvenes tiene referencias a la tradición oral, ya sea en los motivos, los personajes o las estructuras. Y también cabría hablar del protagonismo, en muchas buenas obras, del humor, de lo hiperbólico, lo satírico y lo políticamente incorrecto.

Cada vez son más frecuentes las novelas crossover, que pueden interesar tanto a un lector juvenil como a un adulto, y que constituyen un puente hacia la llamada “literatura general”.

Otro elemento a destacar es la presencia de buenos títulos de poesía. Si bien este género sigue siendo deficitario en los catálogos editoriales, hay que reconocer que se ha producido un salto de calidad en muchas de las obras que llegan al mercado y se aprecia una mayor diversidad de temas y de tratamientos estilísticos.

Los ilustradores cada vez ratifican más su importancia dentro de los libros para niños y jóvenes. En muchos casos la función de su trabajo no es simplemente decorativa o complementaria, sino que se convierte en la principal razón de ser de la obra.

En fin, que ha sido toda una experiencia dedicarme varias semanas a leer a tiempo completo literatura infantil y juvenil. El saldo es estimulante y esperanzador. Si bien se produce mucho y gran parte de los libros no resistirían una exigente criba de calidad, los que pasan la prueba son obras sólidas, que denotan la madurez de muchos creadores en este campo. Aunque a veces haya que buscar esas agujas en el frondoso pajar que nos entregan las editoriales.

Anuncios

4 pensamientos en “Libros para niños y jóvenes: en busca de agujas en el pajar

  1. Sergio Andricaín ha elaborado un artículo muy bien informado sobre las publicaciones de libros para niños y jóvenes en nuestros países. Ha emitido sus criterios de manera balanceada, dando su espacio a los textos y también el merecido a las ilustraciones. Su clasificación de lo publicado en tres categorías: “Libros muy buenos, otros no tanto y algunos francamente malos”, hace que desde que se comience a leer el artículo el lector se percate del peligro de que las editoriales no disciernan críticamente los textos que manejan como posible plan. Andricaín ha sustentado sus criterios de manera objetiva, distanciada, sin apasionamientos ni desmesura, alertando sobre estos peligros pero enunciando la esperanza y los logros artísticos, temáticos y estilísticos de esta literatura. Daisy Valls

  2. Gracias, Daisy, por tu opinión. Viene de una persona a quien respeto como autora y editora.

  3. Buscando editar ,acabo de encontrar este blog. Me gusta. Y quisiera saber si tienes inter´s en que alguna de mis textos participe en tu blog. Gracias .Cordialmente: Adela

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s